- - Smog

 

La contaminación atmosférica o el esmog (del acrónimo smog derivado de las palabras inglesas smoke -humo- y fog -niebla-) es una forma de contaminación originada a partir de la combinación del aire con contaminantes durante un largo período de altas presiones (anticiclón), que provoca el estancamiento del aire y, por tanto, la permanencia de los contaminantes en las capas más bajas de la atmósfera, debido a su mayor densidad. Existen dos tipos de smog, a cuál más dañino:

Smog sulfuroso [editar]

Artículo principal: Esmog gris

El smog gris, smog sulfuroso, smog reductor, smog industrial y, más comúnmente lluvia ácida, fue muy típico en grandes urbes industriales (principalmente Londres), debido a la contaminación por óxidos de azufre procedentes de la combustión del carbón, que reacciona con el vapor de agua de la atmósfera, formando ácido sulfúrico (de ahí su última denominación citada), y una gran variedad de partículas sólidas en suspensión. Origina una espesa niebla cargada de contaminantes, con efectos muy nocivos para la salud de las personas, la supervivencia de los vegetales y la conservación de edificios, estatuas y otros materiales, principalmente en las zonas urbanas.

Smog sulfuroso (o húmedo): se conoció tras el estudio de la contaminación en Londres en 1952. Su origen se debe a la elevada concentración de SO2 en núcleos urbanos y su combinación con nieblas. Esto da lugar a una neblina de color pardo-gris sobre la ciudad que produce alteraciones respiratorias.

Smog fotoquímico [editar]

Artículo principal: Esmog fotoquímico

El smog fotoquímico se dio por primera vez en Los Ángeles en 1943, cuando una combinación de óxidos de nitrógeno y COVs procedentes del escape de los vehículos reaccionaban, catalizados por la radiación solar, para formar ozono y PAN. A la vez se oscurecía la atmósfera, tiñendo sus capas bajas de un color pardo rojizo, cargado de componentes dañinos para todos los seres vivos y diversos materiales.Surge de las reacciones de óxidos de nitrógeno, hidrocarburos y oxígeno con la energía proveniente de la radiación solar ultravioleta.

El smog fotoquímico reduce la visibilidad, irritando los ojos y el aparato respiratorio. En zonas muy pobladas, el índice de mortalidad suele aumentar durante periodos de smog, sobre todo cuando una inversión térmica crea sobre la ciudad una cubierta (la llamada boina) que impide la disipación del smog. Éste se produce con más frecuencia en ciudades con costa o cercanas a ella, o en ciudades situadas en valles amplios, con zonas arbóreas abundantes. Su mayor incidencia se produce en las horas centrales del día, cuando la radiación solar es mayor, acelerando la producción de los contaminantes secundarios. Se ve favorecido por situaciones anticiclónicas, fuerte insolación y vientos débiles que dificultan la dispersión de los contaminantes.

Efectos en la salud [editar]

El smog es un problema en una gran cantidad de ciudades y continúa dañando la salud humana. El dióxido de azufre, el dióxido de nitrógeno y el monóxido de carbono son especialmente dañinos para personas en edad avanzada, niños y personas con problemas cardiacos o pulmonares como enfisema, bronquitis y asma. Puede inflamar las vías respiratorias, disminuyendo la capacidad de trabajo de los pulmones. Causa falta de aliento y dolor cuando se inhala fuertemente, así como tos y silbidos de las vías respiratorias. También causa irritaciones en los ojos y en la nariz; y seca las membranas protectoras de mucosa de la nariz y la garganta, interfiriendo con la habilidad del cuerpo para luchar contra las enfermedades; y por lo tanto, incrementando la susceptibilidad a las enfermedades.

Areas afectadas [editar]

Aire de Beijing en un día después de la lluvia (izquierda) y un día soleado con smog (derecha)

El smog se puede formar en casi cada tipo de clima donde las industrias o el movimiento de las ciudades liberan grandes cantidades de contaminación del aire. Sin embargo, es peor durante periodos de clima cálido y soleado cuando la capa superior del aire es lo suficientemente cálida como para inhibir la circulación vertical. Esto es especialmente frecuente en cuencas geográficas, lugares rodeados de lomas o montañas, en donde los contaminantes quedan atrapados debidos al efecto de la inversión térmica. Normalmente estas condiciones se mantienen durante largos periodos de tiempo, y en ciudades densamente pobladas como Londres, Nueva York, Los Ángeles, Ciudad de México, Houston, Toronto, Santiago de Chile, Atenas, Beijing, Hong Kong, la región del Ranstad o la región del Ruhr, pueden crecer hasta niveles peligrosos.

Medidas correctoras [editar]

La mayoría de las medidas correctoras pasan por disminuir el tráfico privado:

  • Haciendo más competitivo el transporte público,
  • Imponiendo normativas como peajes en el centro de las ciudades
  • Disminuyendo la necesidad de movilidad entre sus habitantes, con novedosos proyectos urbanísticos

También existen medidas en busca de aislar y absorber la contaminación

  • Aumentando las zonas verdes y jardines
  • Usando asfaltos especiales que absorban parte de la contaminación como el Noxer
¿Cuántos visitantes hemos tenido? 3789 visitantesGracias por visitar nuestra página
=> ¿Desea una página web gratis? Pues, haz clic aquí! <=